Los Reyes magos y la Estrella de Belén

Cuentan la historia que los Reyes Magos, eran en si Reyes de Persia. Los llamaban Magos por que eran sacerdotes astrónomos que se dedicaban a estudiar el firmamento en la corte de Babilonia.

Una noche, cuando vieron en el cielo una estrella muy luminosa, se pusieron en marcha a investigarla creyendo que era parte de las antiguas profecías. Tras un cansado viaje, llegaron a Belén para adorar y entregar sus ofrendas al Mesías (oro: por su origen real; Incienso: por su divinidad; Mirra: por ser al fin un hombre), y claro, omitiendo al infanticida Rey Herodes.


Durante los primeros tiempos del Cristianismos, los Tres Reyes se convirtieron en Melchor, que representó a Asia; Gaspar que representaba a Europa, y Baltasar, a África. Con esto, estas tres razas (según el antiguos testamento) descendían de los hijos de Noé. Por otro lado, la diferencia de sus edades indicaban los periodos de la vida: Juventud, Madurez y Vejez.

Compártelo por favor:

Facebook  Twitter  Google+  Pinterest